Archivo por meses: Marzo 2016

COMISIÓN ACCIÓN SOCIAL

10:00 h.

Visita a la Escuela Infantil Municipal “Rosa León”, sita en la Calle Cabildo de los Heros s/n y visita a la Escuela Infantil Municipal “Gloria Fuertes”, sita en el Polígono Industrial Las Casas II de Soria:

Realizamos un recorrido por las instalaciones de ambas, presenciando la actividad cotidiana de los monitores y l@s niñ@s.

He de recordar que la gestión de estos centros es “indirecta”, siendo dos empresas privadas distintas las se ocupan de sendas escuelas.

COMISIÓN MEDIO AMBIENTE

08:30 h.

[Voy de oyente].

Gestión de la Sociedad de Economía Mixta “Aguas de Soria” S.L. (SEMAS):

Salió a licitación el pliego, y se creó en 2013. Su constitución supone inversiones hidráulicas por valor de unos 20 millones de euros, en los próximos 25 años que es el tiempo que dura la concesión.

Participación pública: 26%: Ayuntamiento de Soria.

Titularidad privada: 74%: UTE ValorInima S.L. (GS + Inima + Valoriza).

ValorInima está formada por GS Inima (80%) y Valoriza, de Sacyr Vallehermoso, (20%). Estos porcentajes suponen que GS Inima tiene un 59’2% del total de la SEMAS, y Valoriza un 14’8%.

GS Inima está formada por GS (de Corea) e Inima (de Valencia).

El Consejo de Administración lo conforman:

Carlos Martínez, Presidente (Ayto.).

Marisa Plaza, Vicesecretaria no consejera (Ayto.).

Javier Antón, Consejero (Ayto.).

Javier Lapuerta, Consejero (Ayto.).

Alberto Ridruejo, Consejero (Ayto.).

Luis González, Consejero (GS Inima).

José Antonio Marchante, Consejero (GS Inima).

Miguel Marcos, Consejero (GS Inima).

Pablo Abril Martorell, Consejero (Valoriza).

Ángel Luis Bracho, Consejero (Valoriza).

Amelia Robles, Secretaria no consejera (Valoriza).

Miguel Cebrián, Gerente (viene de Valoriza y está contratado por SEMAS).

Las actas del Consejo son secretas, pero se realiza un informe de cada una.

En el modelo anterior de gestión, la empresa entregó un canon de 1.500 millones de pesetas, y la gestión interna no se controlaba. El Ayuntamiento sólo hacía las obras requeridas. En este nuevo modelo, con Avilés de referencia, la sociedad es mixta, y se requiere un 75% de la sociedad para aprobar medidas importantes, con lo cual, como la parte privada sólo tiene el 74%, el Ayuntamiento tiene facultad de veto, y todo lo importante ha de negociarse. En una empresa mixta el Ayuntamiento tiene muchas más ventajas y mucho más control político, jurídico y técnico, que en una concesión.

La anterior empresa, Acciona, dejó que se estropeara el digestor, cuestión que le sigue reclamando el Ayuntamiento. Pero Acciona también reclama ciertos temas al Ayuntamiento. Entre unas cosas y otras cada una de las partes reclama a la otra un millón de euros, tema que está pendiente en tres juicios distintos.

SEMAS tiene un capital social de 5 millones de euros. La titularidad del servicio es del Ayuntamiento, y la gestión es de la sociedad.

Existe un compromiso de “reformas” hidráulicas anuales. Sus competencias abarcan Soria y sus pedanías, y Golmayo con Camaretas.

La parte privada de la sociedad entregó al Ayuntamiento un canon de explotación de 12’6 millones de euros, por usar la infraestructura hidráulica municipal.

Valorinima está obligada a ejecutar las nuevas obras hidráulicas que le indique el Consejo de Administración de SEMAS, contempladas en el Plan Director, por un importe anual de 650.000 € más IVA, menos el 15% de baja sobre la base de Precios de Edificación y Obra Civil. Esa cantidad anual no se aporta en dinero, sino en obras, con el compromiso y “obligación” de que haya inversión anual en infraestructuras hidráulicas (“Inversiones y Grandes Reparaciones”). Valorinima puede subcontratar estas actuaciones con otras empresas, o hacerlo ella misma. Las averías y el mantenimiento corren a cargo de la empresa privada. Existe un protocolo para la realización de las obras. El Ayuntamiento puede hacer informes de obras, y ha de aprobar las obras, pero no se licitan.

Se están haciendo inversiones grandes, a seis o siete años vista, en la depuradora actual, pues no hay fecha prevista para la creación de la nueva. Estas actuaciones no habrían hecho falta si se hubiera construido la nueva, con lo cual estamos “parcheando” una depuradora muy vieja.

El nivel de depuración del agua está entre el 92% en invierno y el 89% en verano.

El número de trabajadores del agua es el adecuado.

La empresa privada se queda el 2% del impuesto de las basuras, por gestionarlo junto al recibo del agua, y el 100% del recibo del agua.

Se piensa en cambiar las tarifas del agua, y para ello dicen que hay que cambiar los contadores, al tipo C, pues ahora más del 80% de los contadores tienen más de diez años. No se sabe quién asumirá los costes, pero cada titular es el dueño del contador. Se plantea que pueda seguir comprándolo el usuario, pagar un alquiler, o que asuma el gasto el Ayuntamiento con financiación de administraciones superiores, que pueda contemplar la adquisición de futuros contadores telemáticos. En cualquier caso, se hablará con los fontaneros privados de Soria.